oboe 2014 7

Hace  días se despidió el IIIº Oboefest y mientras vá tomando forma de recuerdo más valoramos esos buenos momentos de música que durante 4 días un buen número de público pudo apreciar. Estos son algunos apuntes de la fiesta del oboe (la divulgación, Petite y Grand Band, oboes barrocos,  revelación «Relámpago», el público, las 2 orquestas estables oficiales, románticos y virtuosos, el desfile de la genialidad, inolvidable para niños y jóvenes, los principales).

La Petite Band formada por los maestros del Oboefest.
La Petite Band formada por los maestros del Oboefest.

¿Qué es lo que pasa en este encuentro o fiesta de la música a la que el público asiste sin tener muy en claro cuál es la forma del oboe y su sonido? Es que no se trata de un festival pianístico, ni guitarrístico, ni violinístico, es decir, de instrumentos  que gozan de mucha más popularidad, se trata del oboe que si bien tiene solos característicos en numerosas obras (de la más escuchadas) especialmente desde el clasicismo hasta nuestros días, para muchos se hace difícil pensar en su éxito. Si embargo, es un hecho la gran aceptación del público y la reiterada presencia de ese público en más de uno o dos conciertos.

 

La razón fundamental de esta aceptación, creemos, es que el objetivo del Oboefest es “Festejar, compartir y disfrutar del Oboe”, las tres acciones son naturalmente ejercidas por los oboístas en cada actividad, ya sea en las aulas o en las salas de concierto. El público lo percibe y por eso también festeja, comparte y disfruta del oboe.

El oboefest tiene dos facetas muy marcadas y tan importante una como otra.

Los estudiantes en clases del Oboefest.
Los estudiantes en clases del Oboefest.

Una faceta es la académica, educativa, pedagógica, en la que se desarrollan talleres, charlas, clases magistrales, clases individuales y grupales. Es aquí donde se producen los intercambios de experiencias y técnicas entre los grandes maestros, y la transmisión de su experiencia a los más jóvenes. En este aspecto, sin dudas, lo más valioso es la posibilidad que tienen los más jóvenes de contactarse con esos maestros consagrados . Para esos niños y adolescentes oboístas (en esta  ocasión  procedentes desde Río Gallegos, Chascomús, Tucumán, Rosario,  y de localidades Misiones,  Chaco y de la República Oriental del Uruguay) el proceso enseñanza-aprendizaje no terminó en la actividad áulica sino en el escenario. En la Tercera jornada, en el Centro cultural Parque de España, los chicos oboístas tocaron en el escenario codo a codo con los profesionales consagrados.

La otra faceta es la artística con  la programación de recitales que en total fueron 9 en cuatro días y que contó con una rotunda respuesta del público. Cabe destacar que todos los conciertos fueron de entrada libre y gratuita en horarios  del mediodía, vespertinos y nocturnos.

 

 

Contemporáneos

Desde la primera edición en 2012,  el OBOEFEST dedicó espacio a las obras contemporáneas. En este 2014 hubo primeras audiciones en el país y en Rosario, en primera audición mundial escritas para el festival y cabe señalar la primera ejecución en versión para oboe revisada por Néstor Garrote de uan obra de Pompeyo Camps, material cedido por las hijas del compositor para este encuentro de oboes.  A esto se suma, el concierto exclusivo de la  Música Contemporánea Latinoamericana en el mediodía del Sábado 8 en el Museo Castagnino con los maestros Ricardo Riveiro (Venezuela), Javier Bustos (Chile) y el argentino Andrés Spiller con obras de su último CD  «Recent works for oboe».

Revelación Relámpago

Además, para el concierto de música del barroco veneciano se contó con la colaboración desinteresada y la sorprendente solvencia de la joven Orquesta Barroca Fulmini, verdaderos relámpagos si tenemos en cuenta que la formación lleva solo  dos años de existencia y que todos sus integrantes son muy jóvenes, incluido su director y fundador, el oboísta Agustín Tamango quien generosamente cedió su rol de solista para el lucimiento de otros 7 solistas de alto nivel. Junto a ellos el Ensamble demostró con fuerza implacable el resultado del estudio y trabajo sin alejarse de la altura de los músicos invitados. Fulmini cuenta con la presencia de Juan Carlos Sáez, clavecinista de mucha experiencia y conocedor  del estilo barroco.

El encuentro con el oboe barroco a cargo de Diego Nadra.
El encuentro con el oboe barroco a cargo de Diego Nadra.

El oboe y el Barroco

La música antigua se escuchó en dos de los 9 conciertos del festival. La primera vez a cargo del Cuarteto Cordoboes (debutando como tal en el festival), es decir: 4 músicos cordobeses acostumbrados a tocar música barroca con distintos directores especializados El recital se ofreció con réplicas de instrumentos de época bajo el liderazgo de Diego Nadra, un especialista en la materia que trabaja  en las orquestas de Europa historicistas. Por otra parte, Nadra ejerció la dirección del concierto de barrocos venecianos trabajando estilísticamente las obras con el Ensamble Fulmini.

 

Los más jóvenes en el Teatro Príncipe de Asturias del Centro Cultural Parque de España.
Los más jóvenes en el Teatro Príncipe de Asturias del Centro Cultural Parque de España.

 

La sorpresa

El concierto barroco (en la Iglesia Evangélica Alemana) lo abrieron dos alumnas de los talleres del Oboefest: Sara Cirino (15 años) y Magali Correas (12 años), ambas del Uruguay,  con el primer movimiento del concierto en do mayor para dos oboes de Vivaldi. Dos promesas profesionales para los futuros oboefest.

 

 

 

 

 

 

El desfile de la genialidad

Cada recital tuvo su particularidad, y sería injusto dedicarle más líneas a unos que otros, por eso bajo el título de El desfile de la genialidad queremos hacer referencia a los maestros que  se sucedieron con sus interpretaciones en el concierto de apertura, en el recital sobre el virtuosismo en el romanticismo y en el concierto de clausura.

Los programas de conciertos abarcaron música barroca, romanticismo, música contemporánea, arreglos especiales (a cargo de la uruguaya Elvira Casanova) para Petit y Grand Band del Oboefest, ambas dirigidas por el maestro Paulo Barreto (también oboñista de Curitiba, Brasil) .

Uno de los conciertos en el  Museo Castagnino. Rodrigo Nagamori (Brasil)
Uno de los conciertos en el Museo Castagnino. Rodrigo Nagamori (Brasil)

Estos son los maestros que participaron:

Albornoz, Rubén (OETC, Buenos Aires, Argentina)

Barbudo, Nadia (OCV, Valdivia, Chile)

Barreto, Paulo (OSP, Curitiba, Brasil)

Bustos Javier (OSUC, Concepción, Chile)

Casanova, Elvira (Montevideo, Uruguay)

Diehl, Selene (OSC, Córdoba, Argentina)

Garrote, Néstor (OFBA, Buenos Aires, Argentina)

Gastiaburo, Hernán (OFBA, Buenos Aires, Argentina)

Giavón, Luis (OSPR, Rosario, Argentina)

Justi, Luis Carlos (UFRJ, Rio de Janeiro, Brasil)

Mercado, Marcelo (OS UNCuyo, Mendoza, Argentina)

Milla, Guillermo (OSCh, Santiago, Chile)

Nagamori, Rodrigo (OSM San Pablo, Brasil)

Otarola, Carlos (OSNP, Lima, Perú)

Riveiro, Ricardo (OSNV, Caracas, Venezuela)

Silipo, Natalia (OFBA, Buenos Aires, Argentina)

Spiller, Andrés (OSN, Buenos Aires, Argentina)

Vicenssuto, Marcos Vinicius (OSP, Curitiba, Brasil)

Waisbord, Mimí (OSC, Córdoba, Argentina)

Wong, Michelle (OFBA, Buenos Aires, Argentina – Hong Kong) Especialidad: Corno Inglés

Alumnos, los más jóvenes del Oboefets 2014.
Alumnos del Oboefets 2014 junto al oboísta Marcelo Mercado

 

La Dirección ejecutiva del Festival la ejerció el oboísta Luis Giavón en Rosario,   la Dirección general artística,  Néstor Garrote desde  Capital Federal y Santiago de Chile y la Dirección educativa, Marcelo Mercado desde  Mendoza.

 

El  “Oboefest 2014, Rosario – Argentina”  fué organizado por la  Municipalidad de Rosario y auspiciado por el Gobierno de Santa Fé.

 

 

 

 

María Josefina Bertossi
21 de marzo de 2014
Rosario – Santa Fé – Argentina

Deja un comentario