El viernes 17 de agosto, a las 21 , se realizará otro concierto correspondiente al Ciclo Latinoamérica en la Música. Del cubano Ignacio Cervantes, Gabriel Scampino (piano) interpretará «18 danzas cubanas para piano»; luego, Julieta Moliné (clarinete) y María Luz Poirier (piano) ejecutarán «Sonata para clarinete y piano», «Tonada para clarinete y piano» y «Cueca para clarinete y piano», de Carlos Guastavino.

El próximo sábado 18, a las 20 , tendrá lugar el quinto concierto del Ciclo Haydn. En la ocasión Silvana Abecasis (piano) interpretará «Sonata en Sol mayor Hob. 27» y «Sonata en Re mayor Hob. 19»; mientras que Simon Lagier (violín), Florencia Martinucci (violonchelo) y Federico Abelli (piano) ejecutarán «Sonata Nº 7 en Fa mayor para violín y piano» y «Trío Nº 10 Re mayor».

Detalles de Horario de estos concierto y de los ciclos completos en: Agenda 2007

Ciclo Joseph Haydn
Primer concierto del ciclo

Segundo concierto del ciclo

Tercer concierto del ciclo

Cuarto concierto del ciclo

Joseph Haydn, músico del clasicismo

Nació en Rohrau, Austria, en 1732 y falleció en Viena, en 1809. Junto a Mozart y Beethoven, son los tres representantes del clasicismo vienés.

A Haydn, más que a ningún otro, se debe el definitivo establecimiento de formas como la sonata, la sinfonía y el cuarteto de cuerdas, que se mantuvieron vigentes sin apenas modificaciones hasta bien entrado el siglo XX.

Su formación musical comenzó a recibirla en el seno de su humilde familia. en 1738 Haydn fue enviado a Hainburg, y dos años más tarde a Viena, donde ingresó en el coro de la catedral de San Esteban y tuvo oportunidad de perfeccionar sus conocimientos musicales.

Allí permaneció Haydn hasta el cambio de voz, momento en que, tras un breve período como asistente del compositor Nicola Porpora, pasó a servir como maestro de capilla en la residencia del conde Morzin, para quien compuso sus primeras sinfonías y divertimentos.

El año 1761 se produciría un giro decisivo en la carrera del joven músico: fue entonces cuando los príncipes de Esterházy -primero Paul Anton y poco después, a la muerte de éste, su hermano Nikolaus- lo tomaron a su servicio. Haydn tenía a su disposición una de las mejores orquestas de Europa, para la que escribió la mayor parte de sus obras orquestales, operísticas y religiosas.

14 de Agosto de 2007
Rosario – Argentina


Deja un comentario