Como en muchas otras profesiones para esta época de principios del siglo XXI los hacedores en las Artes, la Comunicación y la Ciencia necesitan una formación en distintas disciplinas que les permita conocer cada campo y así completar procesos creativos integradores que se insertan en distintos ámbitos de trabajo. Hace mucho tiempo que nos debíamos una charla con una rosarina radicada en Barcelona desde 2001, Soledad Sánchez Bueno, bailarina, instrumentista, Licenciada en Musicología y consultora editorial. Es mucho lo que ha adquirido en la ciudad condal del Mediterráneo y, también, mucho lo que se llevó de la ciudad ribereña del Paraná.

Una imagen de Côtè Cour, Côte Jardin en el ECU el 7 de abril del presente año.

Soledad Sánchez Bueno partió de Rosario hacia Barcelona, hace ya varios años, para estudiar realizar la Licenciatura en Musicología en la Escola Superior de Música de Catalunya (ESMUC) y luego se especializó en Bibliotecología y Documentación en la Universitat Oberta de Catalunya (UOC), de aquí llevaba su título de Profesora Superior de Música (egresada de la Escuela Nacional de Música hoy escuela provincial) y su cursado de un par de años de la licenciatura en Flauta Traversa en la Escuela de Música en la UNR, fue integrante del Conjunto Pro Musica de Rosario como coreuta y flautista y, también, se llevaba 12 años de estudio de danza con el maestro Eduardo Ibáñez, sin olvidar que es ex-alumna del Instituto Politécnico. “Me encantaría volver, hacer un curso previamente a un concierto con músicos que también pudieran participar del curso de danza, bailar, y que el concierto final sea resultado del curso, esa fue la idea original para el espectáculo de este año pero por distintos inconvenientes de gestión no lo logramos”.

¿Cómo era tu trabajo en Trittó?
SSB: Es una editorial fuerte en Barcelona y España, especializada en música española y música catalana sinfónica, contemporánea y neoclásica, y desde 2008 hasta el 2015 me ocupaba  de gestionar el sello discográfico y gestión de catálogo de partituras y de repertorio. También se especializan en la distribución de este repertorio y las ediciones pequeñitas musicológicas españolas que van saliendo de diferentes instituciones por investigaciones científicas como el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSI).
Desde la editorial hacíamos producciones de espectáculos con repertorio propio de la editorial que está vinculada al Orquesta de Cadaqués, entonces, era un proyecto editorial muy amplio que abarcaba todas las cadenas de valor de la música, todo el proceso, desde la edición musicológica de la obra, la preparación de los materiales para instrumentistas y cantantes, y la producción, a veces, esta última estaba manejada desde afuera pero en la editorial todos estábamos implicados en cada faceta. Eso pasó con “Pepita Giménez” de Isaac Albeniz, fue una experiencia interesante, además de ver la repercusión que tuvo y que se la trajo al Teatro Argentino de La Plata.

Su propio emprendimiento editorial en Barcelona se llama La Cortesía.

¿Cómo se desarrolla tu Consultoría, tu propio proyecto?
SSB: Estando en la editorial y viendo que teníamos que decir que no a proyectos muy interesantes de compositores nuevos o de musicólogos que traían su trabajo recién editado del archivo de Salamanca, por ejemplo, y que querían hacer la obra de un compositor en concreto y teníamos que decir que no por los recursos, siempre pensaba: “¡qué lástima que eso se pierda!”. Por otro lado, hay compositores que empezaban a autoeditarse y piensan que “editar” es solo copiar música. Entonces, organicé esta experiencia especializada en “música clásica” para dar soporte a los pequeños editores en alguna fase de su proyecto, promocionar para que se escuche, que se venda y para que se cobren los derechos, aspecto esto último sobre el que están un poco perdidos, y así surgió la posibilidad de convertirme en consultora de estos pequeños editores y seguir colaborando con editoriales que ya existen y que quieren dar el paso a la digitalización o que en algunas de sus tareas les falta información, y allí , se intenta aportar las soluciones.

¿Cómo se llama la Consultoría?
SSB: Se llama La Cortesía porque además, esta es una línea, la de consultoría editorial, y, por el otro lado, está la parte de promoción artística ya que yo venía trabajando en una compañía de danza antigua y promoviendo otros grupos de música antigua. Entonces, la consultoría funciona para promoción artística y servicios editoriales para los que no se atreven a hacer su propia editorial y quieren editar música o su libro relacionado con música o con danza, y desde la consultoría le aporto la estructura.

¿Qué se necesita estudiar para hacer este trabajo?
SSB: Ayuda bastante ser músico, mi perfil es heterogéneo pero a la vez son estos casos que tocas muchas teclas pero ninguna a fondo. Sirvo de nexo para gente que sí es especialista en cada cosa y, entonces, aporto las soluciones hasta un punto y luego derivo, hago el contacto con el especialista musicólogo en determinado tema que yo abarco o con el traductor (necesito trabajar con traductores todo el tiempo) o con el promotor de música contemporánea que ya no es tanto mi ámbito ya que mi ámbito de promoción es el de la música antigua.

Companya Xuriac

¿Cúal fue tu formación en la Danza?
SSB: Hice muchos años de danza clásica con el Maestro Eduardo Ibáñez, desde los 5 hasta los 17, y la dejé porque la amaba porque me gustaba mucho para hacerlo profesionalmente y llegó un momento que no me veía profesionalmente y me resultaba muy frustrante y con mucho dolor yo ya estaba muy implicada en música y decidí dedicarme profesionalmente a la música y volví a la danza porque fue el final del recorrido. Ahora trabajar con danza antigua es el punto de conexión entre todas las formaciones parciales en investigación, música antigua , danza…

En un lugar tan neurálgico como Barcelona, hablando artísticamente, ¿hay algún aporte distinto que haga un argentino?
SSB: Yo creo que hemos tenido muy buena formación como intérpretes sobre todo porque es una información global y también, tenemos un perfil diversificado, por un lado te genera la insatisfacción de pensar que no tocas todas las teclas en profundidad pero por otro lado te dá una visión mucho más amplia de las cosas.
En Europa, en general, se exige una especialización a edad muy temprana cuando nos se tiene madurez como intérprete. Además, mientras se estudia, se concentran en el estudio y no son verdaderos profesionales hasta cuantos años de terminada la carrera, y aquí, siempre se busca tocar porque consideramos que forma parte de la formación, relacionándote, buscando algo diferente y esto creo que aporta una visión más abierta, y esto hace que cuando vés un proyecto diferente es porque seguramente hay un latinoamericano en él.

Soledad Sánchez Bueno en el ECU.

¿Cómo pudieron armar el espectáculo en el ECU (Espacio Cultural Universitario – UNR?
Fué complicado. En origen es una producción pequeña que tenemos en Barcelona, de dos bailarines músico y una viola da Gamba, que bailamos y tocamos y cambiamos los roles, lo hacemos habitualmente en espacios pequeñitos, y la idea fue adaptarlo a Rosario con los recursos del Taller de Música Antigua que dirige Cecilia Baró adaptamos el repertorio y cambiar algunas obras para hacerlo más diverso y cambiamos toda la segunda parte que habitualmente no es participativa y lo hicimos con participación del público para que la gente tuviera esa aproximación. En el siglo XVIII las danzas formaban parte de su formación habitual.

 
 

 

 
 

Tres actividades que reúnen mucho

 

Música y danza antigua

«En música y en danza trabajo con la Companya Xuriach que es una compañía profesional de música y danza de la Península Ibérica del Renacimiento y Barroco. Los directores artísticos son Anna Romaní (coreógrafa y bailarina), Marc Riera (músico) y Carles Mas (bailarín, músico e investigador). Allí me encargo de la promoción y la producción la comunicación de actividades, además de participar como bailarina y flautista «.

Música vocal

 

«También estoy en la Companya Musical, http://companyiamusical.cat/ es un ensamble Vocal especializada en repertorio catalán y de la península ibérica del siglo XVI, repertorio de recuperación musicológica, como cantante y como promotora»

.
 

 

 

Bibliografía crítica de la danza española antigua
«Es un proyecto que emprendí por cuenta propia de difusión bibliográfica en torno a la danza antigua. Forma parte de mi trabajo como investigadora en este área. Es un sitio web gracias al cual recibo con frecuencia información sobre eventos y publicaciones relacionadas con danza antigua española». 

 

La charla que teníamos pendiente hace mucho tiempo con Soledad Sánchez Bueno,  dió origen a la entrevista en un café de Avenida Pellegrini.

María Josefina Bertossi
30 de abril de 2017
Rosario Santa Fé Argentina


Deja un comentario