Chiqui González asumió como secretaria de Cultura y Educación de la Municipalidad de Rosario. El público y los periodistas colmaron el Salón Carrasco del palacio municipal esperando el acto que presidió el intendente Ing. Miguel Lifschitz, y que comenzó una hora más tarde de lo anunciado. La entrada de la flamante funcionaria fue acompañada con una ovación por parte de los presentes.“Una rosarina que ama a los rosarinitos” esa fue la frase con la que se sintetizó el objetivo de las actividades culturales a partir de esta nueva gestión: niños, adolescentes y jóvenes.

Con la presencia de el Intendente Ing. Miguel Lifschitz, el Presidente del concejo Municipal concejal don Miguel Sammarini, el ex intendente y actual diputado nacional Dr. Hermes Binner, el Presidente del Bloque Socialista concejal Lic. Horacio Ghirardi, la ex secretaria de Cultura y Educación de la Municipalidad de Rosario, profesora Marina Naranjo, e integrantes del departamento Ejecutivo municipal.

Fue numeroso el público que asistió al acto, especialmente integrado por personas dedicadas a las actividades culturales de la ciudad. En lo que hace al ambiente musical estuvieron presentes: el maestro Cristián Hernández Larguía, el maestro Rubén Coria (Coro Lírico Pía Malagoli), el Prof. Luis Giavón (director de la Escuela Municipal de Música), Adriana Acosta y el escenógrafo Nicolás Boni (Opera de Rosario), Lilian Bibiloni y Alberto Dómina (Coro Estable de Rosario), Dr. José González del Cerro (Conjunto Pro Música de Rosario), Juanjo Aucar (Coro de Cámara Rosario), entre otros.

Según el decreto las razones para la designación tuvieron sus consideraciones en la amplia de labor desarrollada por la Dra. María de los Ángeles González, en el ejercicio de su profesión, en su labor docente como así también su extensa trayectoria laboral en ámbitos diversos de la Municipalidad de Rosario como directora de la isla de los inventos, asesora y capacitadora del proyecto la Granja de los Niños, y el Jardín de los niños.

Un cambio
En su discurso, el intendente Lifschitz explicó que a veces se hace necesario una impronta especial y específica para alguna de las áreas, este es el sentido de la asunción de Chiqui González.”
Luego hizo un reconocimiento especial por los dos años de trabajo, a la Profesora Marina Naranjo al frente de la secretaría, señalando “su compromiso con la cultura, con los derechos humanos, además de una extraordinaria capacidad humana de articular, de sumar, de hacer todas esas cosas que a veces no se ven en la gestión pública pero que son importantes para que las cosas funcionen bien. Fueron dos años en las que a la ciudad le depararon muchísimas satisfacciones de las cuales estamos orgullosos; Tuvo su punto culminante en el tercer congreso internacional de la lengua, pero luego hubo con permanencia y continuidad a lo largo de muchas actividades en todos los rincones de la ciudad de Rosario. Marina Naranjo no es ajena a este punto de referencia que ocupa la ciudad de Rosario en la cultura a nivel nacional e internacional.
En este punto el discurso fue interrumpido por un gran aplauso para la funcionaria saliente que se desempeñará a partir de ahora en el área de los derechos humanos.

Finalmente el intendente de la ciudad señaló cuál será la característica de la nueva gestión: un sector vulnerable de la población integrado por las generaciones más jóvenes. “La cultura tal vez sea el único instrumento para llegar hasta ellos para incluirlos en un ciudad que pretende ser una ciudad para todos. Ese es el sentido de este cambio, aprovechando la experiencia que Chiqui viene desarrollando en esos sectores.”

Discurso emotivo
La flamante secretaria de Cultura y Educación, visiblemente emocionada por el largo aplauso de bienvenida, en su primer discurso comenzó diciendo que nació en esta ciudad, Arijón al 400, se definió como una chica del arroyo, no del río, del barrio Saladillo y recordó muy especialmente su trabajo en el CEC.

En otro momento agradeció la tamaña responsabilidad con la que la distinguían y, también la presencia del público que interpretó como un reconocimiento hacia Marina Naranjo y hacia ella.

Agradeció a las dos gestiones (por las de Lifschitz y Binner) “a sus equipos y gabinetes, a Marina Naranjo por su capacidad de dejar hacer todo lo que llevamos adentro y por su sonrisa.

Refiriéndose al trabajo de próxima gestión dijo “soy una rosarina que ama a los rosarinitos”.
Finalmente, parafraseando a Marcello Mastroiani dijo ”pidió perdón por la molestia de intervenir un poquito en vuestras vidas”.

María Josefina Bertossi
8 de marzo de 2006
Rosario- Argentina

Deja un comentario